medicalSeedS tras la frontera Canadiense

medicalseeds-canada

Crónica divulgativa de cómo funcionan los cultivos y qué sistemas son utilizados en Canadá. 

 

MedicalSeeds, Tras la frontera Canadiense
Texto: JAVIER RUANO/JAK DE SOSTOA Fotos: J.R. Publicado en la revista Cáñamo

Ante la noticia de que algunas de nuestras variedades estaban produciéndose en cultivos autorizados de cannabis para uso terapéutico en Canadá, nos desplazamos el pasado mes de noviembre a la provincia de Quebec para ser testigos en directo. Aprovechamos la ocasión para hacer una crónica divulgativa de cómo funcionan los cultivos y qué sistemas son utilizados en esas amplias naves de más de 1.000 m2 donde se producen legalmente plantas de hasta 3 metros y 1,5 kilos de producción.
Hemos querido completar esta crónica añadiendo nuestras impresiones sobre otros tres aspectos importantes y que como profesionales de este sector no podíamos obviar: saber cómo son los grow shops y distribuidoras de allí y quién puede cultivar cannabis legalmente y cómo. Esperamos que nuestra crónica os haga pasar un rato agradable.

 

SUMARIO
1.    Grow shops
2.    Distribuidora Biofloral
3.    Visitando cultivos de interior
a. Indoor 1: crecimiento
b. Indoor 2: descripción técnica de las instalaciones
c. Indoor 3: prueba de variedades
d. Indoor 4: selección de madres (Y Griega)
4.    MedMe
5.    Licencias de cultivo

 

1. Grow shops
Llevamos muchos años en este sector y pensábamos que pocas cosas nos podrían sorprender. Pero durante nuestra estancia en Canadá, cambiamos esta percepción.
Tuvimos la oportunidad de visitar dos impresionantes grow shops, que, francamente, además de por la espectacularidad de los propios locales, nos asombraron por la profesionalidad de sus responsables y por los conocimientos y experiencia en cultivo que mostraron. En ambos establecimientos nos llamó la atención la gran variedad de productos expuestos y, por encima de todo, quedamos atrapados contemplando estos productos en gran formato, en unos tamaños y volúmenes acordes a las necesidades reales de otro mercado.

 

Hidromax
Sólo entrar en este grow shop la vista se nos fue directamente hacia su exposición de máquinas de manicura, compuesta por una inimaginable selección de modelos y tamaños de peladoras.

grow_hydromax_a

 

Esta exposición maravillaba, sobre todo, en combinación con los volúmenes de los recipientes de los fertilizantes expuestos, la mayoría de marcas por todos conocidas en Europa pero envasados, muchos de ellos, en garrafas de 20 litros o más, medidas poco usuales en el mercado español.
Algo similar pasó revisando otras gamas de productos. Sólo como ejemplo:
• Can Filter estaba disponible tamaños que no encuentras aquí.
• Los controladores eran de tamaños muy reducidos y con todo tipo de prestaciones.
• Los tanques de CO2 estaban disponibles al público; un servicio para nosotros muy poco habitual y, por tanto, difícil de ver y dar aún en España.
• Las tierras se vendían en sacos de 100 litros.
Como novedad, vimos un expositor de productos Organics Vermicrop, marca fundada en el 2005 por un “grupo de jardineros con visión de futuro” de Grass Valley, California. Los distintos productos de su catálogo estaban dispuestos en unos tanques, y producían allí mismo bacterias y microorganismos listos para que la gente se los llevara sólo recargando su botella. Según los responsables, éste es uno de los productos más usados allí, y se extrañaron de que no se comercializasen aún en España.
A pesar de esta observación, nos fijamos bien en que las marcas mejor expuestas eran Canna, Atami, Grotek, Advanced Nutrients, Technaflora, Nutriculture y General Hydroponics, y llegamos a la conclusión de que los mejores fertilizantes casi siempre son los más vendidos, y esto no cambia a pesar de tener el océano Atlántico de por medio.

Sherbrooke Hydroponique

 

Grow Sherbrooke_1

 

Detallar lo que encontramos en el grow shop Sherbrooke Hydroponique sería repetir mucho de lo comentado sobre el anterior
grow shop. El estilo de este local se mueve en la misma dirección que el de su colega: preparación, profesionalidad, conocimientos sobre cultivo y un servicio realmente profesional.
Si en el primero fue la exposición de máquinas peladoras lo que nos deslumbró, en éste pasó algo por el estilo con la muestra de extractores, filtros y garrafas: productos desde la talla XXXL hasta la XXXS, de todos los tamaños y colores y para todos los gustos.
Las marcas de fertilizantes fueron otra constante entre ambos grows, sin ninguna novedad, marcas que el lector de CÁÑAMO conoce de sobras. Así puede constatar que los productos que se utilizan en otros mercados, como en este caso el de Canadá, son prácticamente los mismos que en el nuestro, sólo cambian las medidas.

2. Distribuidora Biofloral

 

Distribuidora Biofloral_1

 

El siguiente paso nos llevó a la distribuidora más potente de la costa este de Canadá: Biofloral. Nos recibió su propietario, que tras equiparnos con el calzado adecuado (por temas de prevención de riesgos), nos hizo de guía en sus propias instalaciones. Disponen de un espacio de 40.000 m2 lleno de estanterías repletas de material. Otro dato curioso es que sólo hay treinta personas en plantilla, cosa que refleja la buena gestión interna. Otro punto importante es el hecho de que fabriquen sus propios extractores, controladores, abonos, sustratos, etc., ya que no sólo son distribuidores sino también fabricantes de un gran número de productos de su catálogo.
Disponen de una marca de fertilizantes que se llama Nutriplus, y que pudimos ver en todos los grow shops. Los productos se almacenan en contenedores autorrefrigerados de 1.000 litros, desde donde se envasan, etiquetan y comercializan.
Las instalaciones disponen de una planta superior, donde se encuentra el departamento de marketing y publicidad, en el que tenían toda la maquinaria necesaria, tanto para diseñar catálogos, pósters y etiquetas, como para luego imprimirlas a gran escala como si de una imprenta se tratase.
Otra notable diferencia con las distribuidoras de aquí era el muelle que tenían en la parte trasera, con una capacidad para más de veinte camiones, y que facilitaba la carga y descarga cómoda y discreta de la mercancía.
En conclusión, podemos decir que se nota que el sector se ha profesionalizado a un nivel extremo debido al rápido crecimiento del sector grow en los últimos años. En España aún estamos atrás en muchos sentidos, pero la calidad de la hierba que cultivamos no le tiene nada que envidiar, y al fin y al cabo, eso es lo importante.3. Visitando cultivos de interior
Siguiendo la visita en Canadá, fuimos a ver lo que realmente nos interesaba: los cultivos de indoor.

a. Indoor 1: crecimiento Este indoor estaba separado en dos zonas: en una se hacían los esquejes y se tenían unas cuantas madres en mesas anchas y cómodas, con espacio para trabajar, seleccionar y tener todos los diferentes genotipos y fenotipos bien enumerados, con variedades como 1024, Sour Diesel, Y Griega, All Kush, Cinderella 99, Special Kush, Critical Mass, Hammer Head, Cannatonic, etc., con un sistema sencillo y espacioso para el enorme tamaño que alcanzan algunas.

indoor 1_2_

 

Después de unas tres o cuatro primeras semanas, trasladaban las plantas a otro enorme cuarto de crecimiento preparado con unas mesas también muy resistentes, cómodos desagües y con pasillos para acceder fácilmente a todo, incluso te puedes subir encima de las mesas para trabajar, un sistema muy funcional para trabajar con plantas tan grandes.
El crecimiento dura hasta unas siete semanas, y las plantas que pasan a floración son literalmente árboles, siguen con el mismo sistema de plantas con diferentes semanas de crecimiento con un intervalo de dos semanas entre ellas para luego en floración estar cortando cada dos semanas.

b. Indoor 2: descripción técnica de las instalaciones Entramos en una nave enorme, con numerosas hileras de plantas, organizadas según los estados de crecimiento de las mismas, con una diferencia de dos semanas entre cada estado, de manera que las plantas maduras se cosechan cada quince días, al mismo tiempo que se ponen otras nuevas a florecer.
Las plantas, en tiestos de 70 litros, se apoyaban en unas bandejas de 2×1 metros, las más comunes aquí, y con un gran fondo, que permite hacer inundación.
Las bandejas, colocadas sobre unos so- portes de madera fabricados a medida y con ruedas, estaban dispuestas para poder trabajar y mover con comodidad a semejantes colosos.
Todos los productos utilizados eran de Canna: fertilizantes a + b y sustrato de coco. Los tamaños de las plantas, antes de pasar a floración, oscilaban entre 1,60 y 1,80 metros, alcanzando los 3 metros fácilmente al final de la floración. Tanto en crecimiento como en floración, el sistema de trabajo utilizado era el mismo: soportes de madera con ruedas para su fácil manejo y sistema de hileras con una diferencia de dos semanas de evolución de la planta para facilitar una cosecha continuada.
Para regar utilizan un sistema de riego compensado que llega hasta una válvula de presión, para poder controlar que en los riegos haya la misma cantidad de agua y de presión, así como una bomba externa, que impulsa un tanque de 1.000 litros, donde se prepara la mezcla. Todo ello en tubo de poliuretano, con codos y “T” de la misma medida. El tubo, de 25 milímetros, acaba en cuatro capilares de 80 milímetros y una pipeta que echa el agua por cinco sitios en forma de araña y con el riego compensado, para poder regar desde la primera hasta la útima planta con la misma cantidad de agua.

 

 

El sistema de recogida de agua consta de un plato con desagüe incorporado que va enroscado al tubo de desalojo del agua que se dirige hasta afuera. Dentro del plato se emplaza un trozo de porexpan para que el fondo del tiesto no esté en contacto con el plato de desagüe y drene mejor.
La intracción va instalada con un tubo metálico de calderería y está colocada a ras de suelo. Tiene unos agujeros pequeños en los laterales del tubo que echan aire con dirección al tiesto y al plato de desagüe, donde pueden quedar restos de agua. También lleva varios filtros de carbono porque no sólo meten aire de un solo sitio; tienen extractores tubulares colocados en línea, lo cual nos sor- prendió, ya que aquí utilizamos cajas extractoras muy potentes. Comentaron que utilizaban varios extractores en línea de una potencia más baja porque no pierde potencia, ya que el aire no cambia de dirección, el extractor empuja el aire, no como en los de caracol, o tipo caja, que hace un choque en la parte interior y un cambio de dirección que reduce el caudal. Además, como complemento, y para que se vaya filtrando el aire antes de salir por la extracción, se colocan varios filtros por la sala con su correspondiente extractor para que se vaya moviendo y filtrando el aire a través del carbono antes de salir y volver a pasar por otros filtros. Utilizan exclusivamente focos de 1.000 vatios, sostenidos por una estructura de madera muy resistente y reforzada con unas pequeñas bases de hormigón. Todo el cableado sale por arriba para no entorpecer. Una dato curioso es el hecho de que las bombillas las colocan en posición vertical en vez de en horizontal como solemos hacer en España. Al preguntarles la razón, nos comentaron que de esta manera las plantas se pueden acercar mucho más al foco sin quemarse. Usan exclusivamente bombillas y balastros de 1.000 vatios, puestos en la parte superior de la estructura, con las bombillas en posición vertical para que se quemen menos las plantas. En medio de los pasillos, y a media altura, colocan otra línea de bombillas con carriles para que tengan movimiento y lleguen a todas las partes medias de la planta, incrementando la producción y el rendimiento.
Entre hilera e hilera, y para que no invadan las plantas el pasillo, se colocan mallas, ya que estos ejemplares crecen colosalmente. Si no se hiciese así, sería una jungla, de esta manera es también una jungla, pero ordenada.
En este indoor había Critical Mass, Cin- derella 99, Hammer Head, entre otras variedades.

indoor 3

 

c. Indoor 3: prueba de variedades En este indoor se sigue trabajando con plantas gigantescas y mesas muy resistentes, con cultivo en coco y con un gran cantidad de variedades, prácticamente de todos los bancos. En él se probaban las variedades para después hacer monocultivos. Era increíble ver, tocar y oler más de treinta variedades floreciendo en indoor. Se utilizan tiestos de 70 litros aproximadamente.

 

d. Indoor 4: selección de madres (Y Griega) Éste fue el primer indoor en el que vimos nuestras variedades. Una habitación muy funcional con más de sesenta focos de 1.000 vatios. ¡Impresionante! Aunque lo más impresionante fue el tamaño de estas plantas. Sólo hemos visto algo parecido en cultivos en exterior, y ni aun así habíamos visto esos cristales… ¡Qué cristales, amigos! Una pasada con plantas de este porte. Fue un placer ver una habitación entera de Y Griega: ver a tus niñas hechas mujeres es la recompensa que todo padre espera.
Plantas de interior de entre 2 y 3 metros de altura con unas producciones por planta de entre 1 y 1,5 kilos, teniendo que ponerse redes por todos lados y, sobre todo, por los pasillos para que las plantas no entorpezcan el paso. Fue una visión impresionante con- templar esa gran habitación llena de sativas.
Aquí tuvimos el placer de ver la selección que estaban haciendo de nuestras plantas a pleno rendimiento, ya que estaban apunto de recogerlas y era ideal para nos- otros seleccionar y ver los detalles que caracterizan nuestras variedades: desde los cálices pasando por el olor, la resina, el tamaño, el peso, los tiempos de floración; es decir, todo. Éste era el motivo principal de nuestro viaje: venir a seleccionar las mejores plantas de entre nuestras semillas, que ellos ya habían seleccionado previamente. Luego, cultivarlas, después, repartirlas entre empresas que se dedican a la distribución de marihuana medicinal y entre pacientes que con prescripción médica pueden comprar marihuana legalmente.

 indoor 4

4. MedMe

 

medme

MedMe es una de las empresas dedicadas a ayudar a pacientes que usan la marihuana de forma terapéutica. Tratan de fomentar la verdadera colaboración entre médicos, gobierno y pacientes.
Para poder acceder a los servicios de MedMe, lo primero que has de hacer es dirigirte a tu médico para que te dé una receta. Una vez con la receta y habiendo rellenado los formularios que se procesan a través del Ministerio de Salud canadiense, ya puedes tener una tarjeta MMAR, con la que podrás acceder a sus servicios.
En MedMe pueden aconsejarte la variedad de marihuana medicinal que puede ir mejor según tus síntomas. Hay varios estudios in- dependientes posteados en la web que pueden ayudar a ampliar información a los que lo deseen. También disponen de artículos informativos sobre cómo sacar tu tarjeta MMAR, consejos de cómo conseguir una receta de tu médico, información de dónde conseguir apoyo médico, etc.
Este tipo de empresas se abastecen de cultivadores que disponen de licencias para el cultivo de marihuana medicinal, pudiendo juntar varias licencias en un mismo cultivo. Procuran disponer de una marihuana de calidad y libre de pesticidas y plagas, así como de productos derivados: tinturas, cremas, aceites, concentrados y un largo etcétera.

 

5. Licencias de cultivo

 

licencia_1

Todo paciente, una vez examinado por el médico y determinada la cantidad y dosificación de marihuana que necesita, bien puede comprar la marihuana en estas empresas, como la ya mencionada MedMe, o bien pide una licencia para poder cultivarla personalmente para uso.
El número de plantas que puede cultivar irá en función de las dolencias y enfermedades. Es muy importante el número de plantas que se debe cultivar, pero no se tiene en cuenta el tamaño, lo que quiere decir que, si posee una licencia para veinte plantas, da igual si éstas son de 30 centímetros o si crecen hasta 3 metros. La licencia sólo dictamina el número de plantas.

 

Más información a través de las webs:
http://www.hydromax.ca
http://www.sherbrookehydroponique.com
http://www.biofloral.com
http://www.nutriplus.ca
www.medme.ca
www.medicalseeds.net

 

Reportaje publicado en la revista Cáñamo

Descarga pdf

SHARE